Seguidores

martes, 12 de octubre de 2010

UNA CATEDRAL EN LAS ENTRAÑAS DE LA TIERRA

Desde el corazón de la tierra, donde el sufrimiento y el dolor conforman el trabajo duro de unos hombres, que a la luz del candil sacrificaron su salud, y en muchos casos su vida por un jornal que apenas les daba para subsistir, se pueden sentir las energías contenidas entre las bóvedas, cámaras y pilares que conforman la mina de Agrupa Vicenta, en la Sierra Minera de la Unión, Cartagena.
Hace ya más de 2000 años que Cartagineses y Romanos explotaron sus fabulosas minas de plata en las que llegaron a trabajar más de 40.000 hombres.
19 siglos después, la minería recobró su esplendor con nuevos yacimientos de hierro, plomo y cinc, surgiendo lo que se dio en llamar “la nueva California”
Esta mina en concreto a la que me refiero, data del año 1.820, y permaneció abierta y extrayendo pirita hasta el siglo XX.
Hoy en día ha sido acondicionada  y es una de las minas visitables mas grandes de Europa, con 2300 metros cuadrados  abiertos al público y  80 metros de profundidad.
 
La visita comienza con la subida en el tren minero por la sierra hasta la mina en cuestión, pudiéndose divisar el mar en el horizonte. El sonido del metal picando la piedra nos recibe nada más adentrarnos en esta. Tras recorrer los pasadizos con una tenue luz en nada comparable con la que alumbraba a los mineros, y recorriendo los caminos que llevaron en su día los vagones, nos encontramos ante la impresionante visión de las bóvedas, cámaras y pilares que la conforman.
El impacto tras la visión de la bóveda de 8 metros, sin apuntalamiento artificial alguno es brutal. Y una se pregunta cómo es posible construir semejante Catedral en las entrañas de la tierra.
Y es así como tras el asombro primero, aparece en mi corazón, la gratitud a esos más de 10.000 mineros que las trabajaron de los cuales 3.000 se sabe que eran niños. Un impresionante lago rojo nos recuerda las lágrimas de sudor y sangre de estas gentes y mientras me voy despidiendo de esta mina recuerdo los cantes llamados “mineras” donde el quejio del sufrimiento deja latente el trabajo callado y admirable de unas gentes que como cantaba el gran Molina templaron su corazón con pico y barrena.


Valla desde aquí mi homenaje a los “mineros” y a sus familias que esperan pacientes bajo el sol, ver aparecer la negrura de las caras de sus hombres, y  mi deseo de que tras su reencuentro sólo se distinga el blanco proporcionado por la sonrisa del esfuerzo y el deber cumplido.

17 comentarios:

alim dijo...

que bello lugar!!
desconocía por completo su existencia. La descripción que haces a medida que avanzas en ella me ha hecho percibir las mismas sensaciones que tú misma cuentas. ¡Qué duro el trabajo de la mina y qué poco considerado!
Sólo hay que ver lo ocurrido con los mineros chilenos, a los que desde este rinconcito les deseo un feliz regreso a la vida.
Un fuerte abrazo

Sony dijo...

hola lola,gracias amiga por llevarme a recorrer este lugar que no tenia ni idea de que existiera y muchos menos su entrañable historia.

precioso homenaje a todos estos mineros que muchos dieron su vida alli abajo.

te dejo un fuerte abrazo amiga y que termines bien el dia!!!!!!!

andres lopez villar dijo...

Bonito y sentido homenaje a esos mineros de tu tierra y de todas las tierras.
Recopilación de datos más que interesantes , entrada oportuna en el tiempo, ¡la necesitamos!
Me uno con sentimiento de gratitud a ti en este homenaje, merecido a los que recorrieron y aun recorren y aun están en las entrañas de la tierra.
Asoma en ti un alma de minera.
Gracias un beso tan intenso como mis sentimientos.
¡Gracias!

patricia dijo...

un lugar increíble el que nos muestras querida amiga, además de un bellísimo homenaje a los trabajadores en las entrañas de la tierra.
es tan duro y sacrificado el trabajo en una mina.
hoy el mundo mira expectante hacia Chile, ojalá los mineros puedan ser rescatados sanos y salvos, luego de tan penosa experiencia.
un abrazo fuerte.

Lectores Inquietos Poemas 웃ღ웃 dijo...

Hola amiga muchas gracias
por este paseo minero en la historia de las minas la verdad
que no conocia esta y te lo agradezco gracias a ti pude descubrir esta maravilla subterranea que data de muchos siglos de trabajos muy duros....

Un fuerte abrazo besos que
tengas un feliz dia....

CORDOBESA dijo...

Que duro es el trabajo del minero, y que sacrificada la vida de sus familias.
Como estas minas que nos describes de Cartagena esta la tierra llena, el hombre busca en las entrañas de la tierra lo que ella guarda celosamente, y durante siglos no ha dudado exponer su vida trabajando duro, pero me ha conmovido lo del trabajo de los niños.
Precisamente hoy han dicho en las noticias que esta madrugada rescataran a los mineros chilenos atrapados hace mas de dos meses. Al menos por esta vez una desgracia va a tener un final feliz.
Un fuerte abrazo

Adriana Alba dijo...

Excelente homenaje a los mineros Lola!

Toda la fuerza para ellos y sus familiares!!!!


Abrazos!!

ARIADNA dijo...

QUE BONITO LUGAR, PERO MAS BONITO ES EL LADO HUMANITARIO Y POSITIVO QUE HAS HECHO RESALTAR DE LOS MINEROS, ESPEREMOS TODO SALGA TAN BIEN COMO HASTA AHORA EN EL RESCATE...
BESITOS FELIZ DIA

Mariajoriso dijo...

Hola Lola Magnifico post, un abrazo para todos los mineros y el tuyo me llego con una gran sonrisa.
Risoabrazos

filo dijo...

excepcional lugar del que nos hablas, al hilo de lo que ocurre con esos 33 mineros y sus familias,todo el mundo pendiente de ello, de sus vidas,de sus personales historias, seguro que todo tendrá un final feliz,...se lo merecen por encima de todo!


un abrazo y magnífico post.

Paula María dijo...

Qué trabajo más sacrificado!! Con esta tragedia recién comienzan a pensar en los derechos de estos trabajadores.

Lectores Inquietos Poemas 웃ღ웃 dijo...

Hola amiga vine a releerte
de nuevo y me vuelve a parecer
muy interesante la publicacion
te dejo un saludo...

Un fuerte abrazo besos que
tengas un feliz fin de semana...

ILUSION dijo...

Muy bello escrito y homenaje a los mineros,,,,gracias a Dios por ese final feliz!!!!!!Besitos,,,,

Eva Magallanes dijo...

Lola, se me ha apretado el alma:
"Desde el corazón de la tierra, donde el sufrimiento y el dolor conforman el trabajo duro de unos hombres, que a la luz del candil sacrificaron su salud, y en muchos casos su vida por un jornal que apenas les daba para subsistir"
ahí, según mi sentir, está la reflexión que Chile y el mundo debiese hacer en relación a lo acontecido en mi paìs y que ha sido un espectáculo mediático y propagandístico. Evidentemente todos/as nos alegramos de que se hayan rescatado con vida a estas 33 personas. Pero el asunto no termina aquí, más bien, recién comienza... si es que comienza...
Tanta euforia y celebración hace olvidar que el punto es que el derrumbe NO debió haber sucedido. Hace olvidar el porque sucedió. Hace olvidar lo importante.
Un abrazo fraterno desde el confín austral!

gaviota dijo...

en las entrañas de cada uno se pueden crear catedrales besitos gaviota

Luz del Alma dijo...

Gracias Lola. Me has hecho conocer lugares para mi inexistentes (desde mi ignorancia).
La catedral en las entrañas de la tierra me hace pensar en la catedral que cada uno de nosotros tenemos en nuestras propias entrañas. El viaje hacia el interior es sin dudas lo que nos modifica (para bien) de por vida.
Abrazo de luz, Mirta

TIHADA dijo...

Querida Lola tus palabras son muy sentidas y emocionantes. Con un texto bello nos recordás el sufrimiento humano sobre el que se construyen grandes imperios. Los que sirven manjares muchas veces no pueden alimentar a sus hijos, los que colocan los ladrillos de las mansiones viven miserablemente.
Como sociedad tenemos que entender que uno de los pilares de la paz social es la igualdad de derechos y el respeto por la vida de todos los seres humanos.
Un gran abrazo!