Seguidores

lunes, 19 de julio de 2010

Una vez más se demuestra que aquello que das, te será devuelto multiplicado, no podemos librarnos del efecto bumerang. De nosotros dependerá aquello que más queramos recibir.



CAUSA-EFECTO


Su nombre era Fleming, y era un granjero escocés pobre.

Un día, mientras intentaba ganarse la vida para sustentar a su familia, oyó un lamento pidiendo ayuda, el grito provenía de un pantano cercano.

Dejó caer sus herramientas y corrió hacia el lúgubre pantano... Allí, encontró hundido hasta la cintura en el barrizal de lodo húmedo y negro a un muchacho aterrado, gritando y esforzándose por liberarse.

El granjero Fleming salvó al muchacho de lo que podría ser una lenta y espantosa muerte.

Al día siguiente, llegó un elegante carruaje a la granja. Un noble, elegantemente vestido, salió y se presentó como el padre del muchacho al que el granjero Fleming había ayudado.

“Quiero recompensarlo”, dijo el noble. “Usted ha salvado la vida de mi hijo”.

“No, yo no puedo aceptar un pago por lo que hice”, contestó el granjero escocés.

En ese momento, el hijo del granjero salió a la puerta de la cabaña.

“¿Es su hijo?”, le preguntó el noble.

“Sí”, el granjero contestó orgullosamente.

“Le propongo hacer un trato. Permítame proporcionarle a su hijo el mismo nivel de educación que mi hijo disfrutará”.

“Si el muchacho se parece a su padre, no dudo que crecerá hasta convertirse en el hombre del que ambos estaremos orgullosos”.

Y el granjero aceptó.

El hijo del granjero Fleming asistió a las mejores escuelas y, al tiempo, se graduó en la Escuela Médica del St. Mary’s Hospital en Londres, y siguió hasta darse a conocer en el mundo como el renombrado Dr. Alexander Fleming, el descubridor de la Penicilina.

Años después, el hijo del mismo noble que fue salvado del pantano enfermó de pulmonía.

¿Qué salvó su vida esta vez?

La penicilina.

¿El nombre del noble? Sir Randolph Churchill.

¿El nombre de su hijo? Sir Winston Churchill.

Alguien dijo una vez: “Lo que va, regresa…”.
 
(Enigmas. De la página de la vida)

6 comentarios:

CORAZÓN VERDE dijo...

Es una entrada preciosa Lola y coincido totalmente con lo que expresas en ella, así todo lo que das te es devuelto multiplicado por eso hay que tener mucho cuidado con lo que se le da a los demás y dar lo que te gustaria que te dieran a ti, un abrazo con todo mi cariño

Sony dijo...

hola lola,preciosa historia amiga y lo que nos enseña es que hay que hacer el bien sin mirar a quien.

te dejo un fuerte abrazo amiga y que tengas una feliz semana!!!!!

por cierto,mañana en arcoiris festejare el dia del amigo,que es una de las mas bonitas tradiciones que hay en mi pais y yo lo festejare con todos ustedes,mis amigos blogeros.

si quieres pasar amiga ya sabes que tu presencia siempre es muy valorada.
besosssssssssss!!!!!!!!

ARIADNA dijo...

que maravilloso lo explicaste claro esta que todo se nos regresa asi que debemos procurar dar cosas buenas siempre, hasta con el pensamiento, besitos feliz semana

Adriana Alba dijo...

Bella historia Lola, es cierto todo lo que uno da vuelve, por eso tratemos siempre de dar lo mejor de nosotros!

Abrazos y Feliz semana de la Amistad!

filo dijo...

sí, a veces es así, en la mayoría de los casos,la generosidad, la bondad, la solidaridad siempre triunfan, aunque tengamos que ser perseverantes,con mucha paciencia...

bonito post, Lola

Alexander Ulloa dijo...

Haz el bien y no mires a quien..
Acertada entrada, Lola..
Gracias por tu visita y comentario..
Un abrazo. amiga♥