Seguidores

viernes, 30 de abril de 2010

       El sonido es una herramienta muy poderosa, desde la pronunciación de un mantra, pasando por los cantos chamánicos, hasta la melodías new age, y las terapia modernas utilizadas en psicología.  La propia escucha de la melodía parece que tuviese vida propia haciéndonos remover sentimientos escondidos en lo más profundo de nuestras mentes.
Todos conocemos la influencia de la música en nuestro estado anímico. La música es capaz de estimularnos en épocas de decaimiento, o provocar estados de calma y sosiego tranquilizando nuestro ritmo cardiaco.
Es un complemento ideal en nuestras vidas, y la tenemos a nuestra disposición pudiéndonos deleitar con ella cuantas veces deseemos. Mejora nuestro carácter, libera emociones, nos hace movernos cargándonos las pilas, nos entretiene y divierte…¿A qué esperas para poner música en tu vida?.

¡FELIZ FIN DE SEMANA!

jueves, 29 de abril de 2010

                                                                    DECISIONES
Caminaba despacio, encontrándose a cada paso, disfrutando del silencio que le regalaba el instante antes del amanecer. Quietud, sosiego, el aire se le tornaba limpio, inmaculado. Le encantaba pasear por los caminos que conducían al cerro justamente a esas horas, cuando el día aún era virgen, cuando las vidas ajenas protegidas en sus colmenas de confort aún dormitaban. Y la llamaban loca aquellos que no la conocían, y la llamaban rara aquellos que la trataban. Y ella sonreía ajena, envuelta en su burbuja de paz.
Llevaba ya tres años viviendo su nueva vida en aquel pueblecito de a penas 200 habitantes, satisfecha de una decisión que aunque en principio arrebatada, le dio todo cuanto pedía a la vida.
No, no se arrepintió ni un solo día, muy al contrario con cada hora que restaba  al tiempo, sumaba un día más de felicidad, y miraba al pasado sin nostalgia, pero también sin odios ni rencor.
No había hecho grandes amistades en aquel inhóspito lugar, pero no le importó demasiado, la gente  aunque murmuraba, la respetaba, y eso para ella ya era importante, nadie la juzgaba. Nadie  le exigía más de lo que ella pudiera dar.
 Que era rara, puede, pero no hacia daño a nadie, muy al contrario, siempre estaba dispuesta ayudar si se lo pedían, pero no se involucraba en exceso en nada, simplemente vivía su vida, laboraba en el campo cuando tocaba, y disfrutaba de la paz que guardaba aquel silencio.
Lo que para muchos era tedio y hastío para ella  se convirtió en una forma de ser, en una forma de vivir.
Todo comenzó muchos años atrás, cuando disfrutaba de una vida de lujos y pasiones. Abogada de uno de los bufetes más importantes de Valencia, casada con uno de los hombres más ricos de la comunidad, y sin embargo, algo no funcionaba en su vida, no se sentía completa a pesar de tenerlo todo. Los amigos y la familia la juzgaron por ello, no tenía ningún derecho a quejarse. La tildaron de niña caprichosa y egoísta que no se contentaba con nada. Nadie la entendía, todos la sentenciaron sin darle un margen de confianza. Todos se atrevieron a diagnosticar su “mal”… - eso es provocado por el stress. Decían unos.
-lo que le  hace falta es tener hijos. Decían otros. Pero nadie, absolutamente nadie, se preocupó de preguntarle el motivo real de su tristeza. Nadie excepto, paradojas de la vida, un borracho que se encontró una tarde en el bar que solía frecuentar frente a los juzgados.
-Eh morena, que pazzzza contiggggoooo.  Ella lo miró con tristeza, luego miró su vaso vacío e hizo un gesto al camarero para que se lo llenara de nuevo.
-a tu salud. Le dijo al borracho, levantando su vaso.
-¿porqué estas tan triste, pringcesita.?
-¿ tu porqué estas tan borracho amigo?.
-vaya,vaya, estaggs peleona eh.
-si estoy peleona.
-sabes lo gue tienes gue hacceer, mandarlo toooo a tomar por el kkulo.
-si, ya me gustaría ya,
-y bueno,gue te lo impidee.
-responsabilidades, ¿sabes lo que es eso?
-unaa miergda.
-eso amigo eso, una mierda, yo no lo habría definido mejor.
-¿y qguien te obliga a tener esas regponsaabilidadesss?.
-Pero, ¿que tipo de pregunta es esa?, claro que viniendo de quien viene.
-oye moonigna, no te metass conmigo que yo no tengo la culpa de tu idiosincrasia
-Jesús, como puede pronunciar bien esa palabreja estando como está, además, no sabe ni lo que dice.
-bueno, yo puede qguue no sepa lo gue digo, pero al menog, se lo que hago. ¿y tú monina, sabess loqgue hacess?, pues yo te lo voy a decir; lastas cagando colega. Lo que yo te diga…¿eres feliz con tu vida de cristal?, no, puess entonces,¿Qué cojones haces que no le das puerta?. Que sólo tenemmosss una.
Dicho esto el borracho se golpeó la frente con los dedos anular e índice, y dirigiéndolos hacia ella, realizó el mismo gesto, quedándose ella turbada por unos instantes y sin capacidad de reacción.
Presa de una extraña posesión, arrancó una hoja de su agenda y apresuradamente se dispuso a escribir unas líneas dirigidas a su familia:
Querida familia; acabo de tomar la decisión más importante de mi vida, se que no lo vais a entender pero tengo que demostrarme a mi misma lo que realmente quiero. Papá, espero que algún día puedes entender que tú ya elegiste y que ahora me toca a mí, nunca me a gustado mi profesión, odio la abogacía y lo sabías, a pesar de todo, no quise contrariarte y termine la carrera, trabajé contigo a pesar de que sabias que no valía para ello. Tu sueño ya se cumplió, presumiste de hija unos años, ahora me toca a mí decidir y así lo hago. Mamá sé que en el fondo tu me entiendes, tus silencias me han dicho más que mil palabras todos estos años. Por favor, confío en que sabrás hacer entender mi postura a quien cuestione mi decisión. Y tú Álvaro, hemos tenido muchas conversaciones y siempre acabamos discutiendo porque no consigo hacerte entender mis necesidades, para ti todo es lineal, mi camino y el tuyo, no llevan la misma dirección, quédate en tu castillo de posición y posesión, para mí la felicidad está en otra parte que nada tiene que ver con todo esto, se que no me entiendes, nunca te has molestado en hacerlo. Te deseo que seas feliz, os deseo a todos que seáis felices, de verdad. No tengo demasiado claro donde voy a ir, pero necesito salir de esta vida. Os mantendré informados, espero que me respetéis. Os envío un beso con todo el cariño.
     La decisión e
staba tomada, metió la carta en un sobre anotó una dirección, y dio tres euros a un chavalín que jugaba en la puerta de la cafetería para que le pusiera un sello y la echara en un buzón cercano, el  resto del dinero, exceptuando el precio del sello para el, a lo que el pequeño respondió con alborozo bajando la calle con tanta altivez como un príncipe recién coronado. Ella no pudo por menos que sonreír, pensando en lo grato que era alcanzar sueños.
     Volvió a entrar en la cafetería, pero esta vez se sentó en la mesa mas alejada de la puerta, necesitaba estar sola, se pidió una coca cola y un sándwich mixto, el nerviosismo por lo que acababa de hacer y el nuevo proyecto de vida que se replanteaba, le dio hambre.
     Sacó el teléfono y marco el número de su nuevo destino;
-Diga
-Buenas tardes, llamaba por lo del anuncio del periódico, espero  que no sea demasiado tarde.
-hola, pues la verdad que es la primera persona que llama, el trabajo del campo no es una oferta demasiado tentadora para nadie, a pesar de que ofrezcamos casa gratis. Si está interesada de veras puede venir por aquí cuando quiera y le enseño esto, si no se arrepiente cuando lo vea, hablaremos de las condiciones.
-estoy segura de que me gustará
-uy no esté tan segura, esto es muy duro joven.
-¿le viene bien que vaya ahora?.
-vaya, parece que tiene interés de verdad, puede venir cuando quiera. ¿Sabrá llegar?
-si no se preocupe, ya me he trazado la ruta. En un par de horas estoy allí.
-bien, hasta entonces.
-si, hasta ahora.
     Ya estaba hecho, no había marcha atrás. En ese preciso instante daba forma al principio del resto de su nueva vida.
    

lunes, 26 de abril de 2010


LA RESPIRACIÓN CONSCIENTE



La respiración es un acto involuntario, sin embargo podemos usarla de forma automática o de forma consciente. Podemos respirar sin más, dejándonos llevar o podemos ser conscientes del acto presente que estamos realizando sintiendo el acto de vida que conlleva la acción.
Con los años vamos perdiendo la capacidad de respirar bien, y con ello una parte importante de nuestro potencial. La autoexigencia, junto con el stress y los miedos, nos invitan a respirar mal y en consecuencia nuestro organismo se deteriora. Aparece el cansancio, la piel está  apagada, la sangre circula peor porque le falta oxígeno, etc. etc.
La mayoría de nosotros utilizamos una parte muy pequeña de nuestra capacidad pulmonar, por lo que nunca completamos el proceso de respirar bien. Tenemos que vaciar nuestros pulmones completamente para evitar que quede aire viciado en ellos. Cuando creas que has terminado tu exhalación, contrae los músculos abdominales para terminar de vaciar el aire que pueda quedar dentro. Entonces lenta pero rítmicamente inhala por la nariz manteniendo la boca bien cerrada, siente como tu abdomen se eleva, así sabrás que lo estás haciendo correctamente. Fíjate en los bebes, mira como respiran, ellos aún no han viciado su respiración.
La regularidad y el ritmo pausado de la respiración tienen un efecto calmante que ayuda a combatir el stress, nos aporta más vitalidad, nos hace más creativos y nos ayuda a vivir más espiritualmente.
Quienes respiran bien tienen menos posibilidades de enfermar, duermen mejor, oxigenan  su sangre y la mente se vuelve más clara y despejada.
La respiración es el puente entre lo físico, lo emocional y lo espiritual.
La respiración, es la fuente de vida más importante que tenemos. Conectémonos a ella  de forma consciente y sintámonos VIVOS.

viernes, 23 de abril de 2010



¿SABES LO QUE HE OIDO…?



En la antigua Grecia (469-399 AC). Sócrates era un maestro reconocido por su sabiduría. Un día, el gran filósofo se encontró con un conocido que le dijo muy excitado:
-“Sócrates,¿ sabes lo que acabo de oír de uno de tus alumnos?”
-“un momento” respondió Sócrates, “antes  de contarme lo que sea sobre mi alumno, es una buena idea pensárselo un poco y filtrar lo que vayas a decirme.
El primer filtro es el de la VERDAD. ¿Estás completamente seguro que lo que vas a decirme es cierto?”
-“No, me acabo de enterar y…”
- “Bien”, dijo Sócrates. “Conque no sabes si es cierto lo que quieres contarme.
Veamos, el segundo filtro, que es el de la BONDAD. “¿Quieres contarme algo bueno de mi alumno?”
-“No, todo lo contrario”…
-“con que…” le interrumpió Sócrates,…quieres contarme algo malo de él, que no sabes siquiera se es cierto.

Aún puedes pasar la prueba, pues queda un tercer filtro: el filtro de la UTILIDAD. ¿Me va a ser útil esto que me quieres contar de mi alumno?”
-“No, no mucho”
-“Por lo tanto “concluyó Sócrates, “si lo que quieres contarme puede no ser cierto, no es bueno, ni es útil, ¿para qué contarlo?”

Esto explica el por qué de la grandeza de Sócrates, y porqué se le tenía en tanta estima.
                                                                       Sócrates Filósofo griego


Tomemos la lección del gran Maestro, y utilicemos el triple filtro, seguro que nos sorprendemos a nosotros mismos de cuanto podemos callar.

¡FELIZ FIN DE SEMANA!

jueves, 22 de abril de 2010

Ordenando papeles, me encontré con esta bella historia, y he decidido compartirla con todos vosotros. Es una historia que te da que pensar, y que demuestra que la mayor lección que podemos legar a nuestros hijos es nuestra manera de actuar y comportarnos, sobre todo con aquellos que dedicaron su vida a nosotros. Espero que os emocione como a mí. Un abrazo a todos.








El viejo abuelo y el nieto



Érase una vez un hombre muy anciano, al que los ojos se le habían vuelto turbios, sordos lo oídos, y las  rodillas le temblaban.
Cuando estaba sentado a la mesa y ya casi no podía sostener la cuchara, derramaba lago de sopa sobre el mantel, y otro poco de sopa le volvía a salir también de la boca. Su hijo, y la esposa de su hijo, sentían asco, y, en consecuencia, el viejo abuelo hubo de sentarse en la esquina detrás de la estufa. Le daban la comida en un cuenco de barro, y ésta ni siquiera era suficiente para saciarle. Cierto día, sus manos temblorosas no pudieron sujetar el cuenco y cayó al suelo y se rompió. La mujer le regañó, mas él no dijo nada y se limitó a suspirar. Entonces, ella le compró por pocas monedas una vasija de madera, en la que él habría de comer en adelante. Cuando de esta forma están sentados, el nieto pequeño, de cuatro años, comienza acarrear tablillas y a dejarlas en el suelo. “¿qué estás haciendo?” le preguntó el padre
 “Voy a hacer un comedero”, respondió el niño,”para que coman de el papá y mamá cuando yo sea grande”. Entonces el padre y la madre se miraron un rato de hito en hito, comenzaron finalmente a llorar y se apresuraron a traer al viejo abuelo a la mesa. Desde entonces, le dejaron comer siempre junto a ellos, y tampoco dijeron nada si, alguna vez, derramaba un poco de sopa.

De los Cuentos de los Hermanos Grimm.


martes, 20 de abril de 2010


Orbes de luz o la magia del misterio


Te haces una foto para mantener en el recuerdo un bello momento vivido y al contemplarla días mas tarde percibes que algo anómalo le ocurre a la imagen, una o varias bolas de luz blanca aparecen flotando, suspendidas en el aire, pero cuando tú echaste la foto, aquello no estaba, ¿porqué ahora aparecen en la imagen?, ¿qué es eso?...Al principio piensas en alguna anomalía de la cámara o en el reflejo de algún foco o flas cercano, pero no, sabes que eso no tiene nada que ver con todo esto. Ángeles, seres de luz, fenómenos atmosféricos… ¿qué nombre le ponemos a aquello que no comprendemos? En cualquier caso es algo mágico, maravilloso y  lleno de emoción.
Algo que el ojo humano es incapaz de ver, una sencilla cámara digital lo capta como si fuera algo común, como si siempre hubiese estado ahí, y quizá así sea, lo que ocurre es que nuestra capacidad no está aún preparada para según que cosas. Si, debe ser eso, y es posible que alguien o quizá nosotros mismos, seamos capaces en algún momento de poder apreciarlo cuando nuestra mirada sea más limpia, más receptiva o simplemente cuando estemos preparados para entender otras muchas realidades. En cualquier caso me intereso por el tema, y saco unas pocas conclusiones:
La mayoría de los expertos afirman que se trata de fenómenos energéticos o electromagnéticos de procedencia desconocida. Otros hablan de entidades vivas, capaces de moverse e incluso interactuar con aquellos que se lo proponen, pues algunos creen que tienen inteligencia e intencionalidad; ¿…?
Nosotros no podemos verlos con el ojo humano, pero si una cámara digital que no tiene juicio, ni prejuicio y que es imparcial…cuanto menos curioso. ¿o no?.
Otros muchos piensan que son energías de frecuencias de alta vibración y por ello no las vemos a simple vista…En cualquier caso, son realmente hermosas, y sean lo que fueren  estoy preparada para  abrir mi mente y mi corazón, porque no estoy dispuesta a perderme ni uno solo de los hechos o acontecimientos que se  me pongan por delante y que tengan que ver algo con los misterios que envuelven la vida.

martes, 13 de abril de 2010




MI DIA PERFECTO


Me despierto temprano, oigo a los pájaros que  posados en mi ventana me dan los buenos días. El sol, luce con fuerza, levanto la persiana de mi cuarto dejando que la luz penetre por todos los rincones, abro la ventana, sonrío, respiro profundamente y dejo que mis pulmones y mi cuerpo, se llenen de vida. Me preparo un desayuno y me siento en el jardín a disfrutar del momento con calma, con mucha calma. Cierro los ojos y dejo que el sol me caliente, siento su fuerza y me reconforta. Estoy preparada para enfrentar el día maravilloso que se presenta ante mí.
Me ocupo de los quehaceres cotidianos disfrutando cada momento, siendo totalmente consciente de aquello que estoy haciendo.
Al llegar la tarde, decido dar un paseo por la playa, está a veinte minutos de distancia en coche, pero no me importa, está empezando a caer el día y los colores que se me ofrecen en el viaje, también son dignos de disfrutar.
Me encanta pasear descalza por la arena, sentir el contacto de esta en los pies. Me acerco el agua, la pequeña brisa hace que el mar, dibuje unas sutiles ondas, me quedo mirándolas un buen rato, no pienso en nada…
El sol se está escondiendo poco a poco, y poco a poco, me voy metiendo en el mar, mis manos pasan rozando apenas el agua, como temiendo hacerla daño, me gusta cerrar los ojos mientras mi cuerpo va siendo cubierto, me escondo totalmente bajo el agua en el mismo instante que el sol desaparece en el horizonte, estoy en comunión con el. Es como un bautizo, un renacer a la vida. Salgo del agua agradecida por el momento que acabo de disfrutar, y abrazada a mi toalla, regreso al coche que me llevará de vuelta a casa, al hogar donde me espera mi gente, donde mi vida se mueve atraída por la realidad que he creado, porque ahí, reside mi libertad. Y porque como dijo Churchill: “A cada paso creamos nuestro propio Universo”.

viernes, 9 de abril de 2010

LO LLAMAMOS CASUALIDAD


   Había salido sin rumbo, le gustaba pasear por las calles solitarias cuando la lluvia hacía acto de presencia y al contario de lo que le ocurría a la mayoría de la gente, se sentía viva ante este espectáculo.
   No se tropezaría con nadie, a la gente no le gustaba salir con este tiempo, mejor, necesitaba estar sola.
   Carmen era una mujer muy autorreflexiva, y necesitaba de vez en cuando poner orden a su interior. ¿Porqué a veces, le resultaba tan difícil lograr ese orden?..Tenía cantidad de deseos incumplidos, a veces la soledad y la frustración, así como la culpabilidad por sentirse así la invadían enseñándole el lado más oscuro de su conciencia.
   Los temas vitales son muy frágiles.-pensó. Sabía que esta era una lucha personal e interna, pero necesitaba de alguien que fuese capaz de entenderla, de guiarla.
   Por alguna extraña razón, pensó en Nieves, su recién estrenada amiga, hacía varias semanas que no la veía, ¿Cómo era posible que echara tanto de menos sus conversaciones con ella? Tenía amigas a las que conocía de mucho tiempo antes, sin embargo, cuando se sentía así no podía remediar pensar en ella. Apenas había transcurrido un año desde que se conocieron y habían conectado como si hubiesen compartido una vida juntas.
-Es extraño el poder de la amistad- se dijo. Estaba muy orgullosa de todas las personas que habían aparecido en su vida, sabía de la importancia de cada una de ellas, y es por eso mismo, que estaba segura de que Nieves estaba en su camino por alguna razón concreta que ella aún no era capaz de adivinar. Sonrió y siguió su camino inmersa en sus pensamientos.
   La lluvia apretó y lo que hasta ahora había sido un paseo agradable, se estaba empezando a convertir en una agonía intentando  sortear los inmensos charcos que empezaban a formarse a su paso. Miró a ambos lados de la calle buscando un sitio donde protegerse, y corrió  hasta entrar a toda prisa en la única cafetería que permanecía abierta  en aquella zona de la ciudad.
-¿te has perdido?, escuchó a sus espaldas.
   Se volvió sobre sus talones, y su sorpresa fue mayúscula al encontrarse a Nieves que la sonreía con una taza de té entre las manos.
-¿Pero tu que haces aquí?, le preguntó Carmen sorprendida.
-Pues mira, aprovechando que mi marido y mis hijos se fueron dos días al pueblo, yo disfruto de mi soledad. Ya sabes que me encanta mirar a través de una ventana el paisaje tomándome un té.
-que casualidad, hace un momento estaba pensando en ti, y mira donde estas.
-Carmen,¿ aún no te has dado cuenta?, ¿cuantas pruebas necesitas?.
Carmen sonrió a su amiga, y sonrió a sus adentros. Si, cuántas pruebas necesitaba para darse cuenta de que las casualidades no existen tal como siempre las había concebido.
Se acomodó frente su amiga, y se dispuso a disfrutar de aquella conversación que tanto necesitaba en aquellos momentos y que el destino y la bien entendida “casualidad” le ponía en bandeja.

FELIZ FIN DE SEMANA

miércoles, 7 de abril de 2010


EL DESENCUENTRO


  Se trataba de un hombre que nunca había tenido ocasión de ver el mar. Vivía en un pueblo  del interior de la india.  Una idea se había instalado con fijeza en su mente. “no podía morir sin ver el mar”. Para ahorrar algún dinero y poder viajar hasta la costa, tomó otro trabajo además del suyo habitual. Ahorraba todo aquello que podía y suspiraba porque llegase el día de poder estar ante el mar. Fueron años difíciles. Por fin, ahorro lo suficiente para hacer el viaje. Tomo un tren que le llevó hasta las cercanías del mar. Se sentía entusiasmado y gozoso. Llegó hasta la playa y observó el maravilloso espectáculo. ¡Qué olas tan mansas!, ¡qué espuma tan hermosa!,¡qué agua tan bella! Se acercó hasta el agua, cogió un poco con la mano y se la llevó a los labios para degustarla. Entonces muy desencantado y abatido, pensó: “¡que pena que pueda saber tan mal, con lo hermosa que es!”
El Maestro dice: Por ignorancia, cuando tus expectativas no son satisfechas, te desencantas. El ser liberado, sólo espera aquello que ocurre.
De los 101 cuentos clásicos de la India.

Es bien cierto que en muchas ocasiones nos hacemos excesivas ilusiones con algo superando las expectativas reales, olvidándonos que si nos dejáramos fluir con la vida, todo aquello que nos venga de más, será como un regalo.
De nuevo aquí tras unos días de vacaciones, sin esperar nada, sólo dejando que la vida me sorprenda a cada paso. Un abrazo para todos aquellos que me hagáis el regalo de vuestra visita.